Si ya tienes un negocio, una de las formas más simples de comercializar tu producto o servicio es a través de internet mediante tu propia tienda online.

Las posibilidades de que nuestra tienda online sea rentable y obtenga un crecimiento mantenido, dependen fundamentalmente de cómo planifiquemos y ejecutemos la estrategia de marketing online. El objetivo final es vender y para esto necesitamos captar clientes y lo que es más importante, fidelizarlos.

Algunas preguntas fundamentales que debemos hacernos antes de crear nuestro negocio en internet son las siguientes:

Quiénes son nuestros competidores?
Conocemos el perfil de mis potenciales cliente?
Disponemos de un catálogo claramente definido y estructurado?

Sólo así podremos definir la solución web más adecuada teniendo en cuenta el diseño, arquitectura, programación y contenido.

Una vez que tengamos solucionada esta primera parte podemos comenzar a planificar nuestro plan de negocios y estrategias de marketing. Ahora debemos tener muy claro cuales son las acciones marketing online para rentabilizar una tienda en Internet.

Como cada proyecto es distinto de los demás tenemos que hacer una estrategia personalizada y a medida, pero a grandes rasgos estos serían los parámetros mas importantes que debemos tener en cuenta:

SEO: Posicionamiento natural en buscadores.
SEM: Campañas Pago Por Clic en buscadores, portales, sitios web y redes sociales.
Email Marketing y Boletines de fidelización.
Campañas de CPA o Pago por Venta en Portales de Afiliación y Comparadores de precios.
Social Media: Generación de comunidad en redes sociales.
Social-Shopping (Compras Sociales): Facilitar al usuario el proceso de compra, influenciado por las opiniones y recomendaciones de otros usuarios, en las redes sociales.

Es muy importante que estas acciones vayan acompañadas de un buen diseño, que funcione correctamente. Esta claro que a estas alturas y debido a la competencia nuestra tienda debe ser trabajada por profesionales, ya que el objetivo es vender, y no podemos dejar este trabajo en manos de cualquiera.

Lo bueno es que el comercio electrónico crece cada día, y los consumidores están confiando cada vez mas en estas nuevas formas de adquirido productos y servicios, por eso debemos actuar y no esperar nuestros competidores nos lleven la delantera.